Bálsamo Reparador

18,00

El Bálsamo Reparador contiene una extraordinaria combinación de activos naturales, 99,8% de los componentes son ecológicos y 0,2 % proviene de la vitamina E natural. Es un bálsamo natural creado para pieles sensibles, irritadas y delicadas, con dermatitis, eccemas, erupciones, quemaduras o piel atópica. En primer lugar, posee un alto poder antinflamatorio y calmante, desde el mismo momento de su aplicación sentirás un alivio inmediato. En segundo lugar, trabaja en las capas más profundas de la piel, consiguiendo regenerar el tejido dañado. El Bálsamo reparador es apto tanto para rostro, como para cuerpo. Muy recomendado también para el cambio del pañal del bebe, protege y cuida las pieles más delicadas.

Perfume natural. ¡Te encantará su delicado y sutil aroma a lavanda y manzanilla!

Envase sostenible de vidrio y aluminio | 60 ml

EL BÁLSAMO REPARADOR TE ENCANTARÁ PORQUE…

⋅ Nutre, repara y protege la piel sensible y dañada. Trata pieles con problemas cutáneos como irritaciones, erupciones, eccemas, con quemaduras, rozaduras o piel atópica. Alivia las molestias desde su primer uso, y lo más importante, trabaja regenerando los tejidos dañados.

⋅ Calma de forma instantánea la piel irritada, alivia los picores desde su primer uso gracias a su rica combinación de aceites naturales calmantes. Muy recomendado en caso de picaduras de insectos.

⋅ Posee un alto poder antinflamatorio, reduce la inflamación de la piel causada por irritaciones, erupciones, alergias o quemaduras en la piel. ¡Es un básico en casa!

 

 

ACTIVOS NATURALES

Bálsamo ReparadorAceite de Oliva virgen extra de 1º presión en frio

Al obtener el aceite de oliva de primera presión en frio, conseguimos mantener sus propiedades intactas. Es uno de los mejores humectantes con los que podemos contar y poder prevenir la resequedad en la piel.

Además, gracias a la gran variedad de antioxidantes, minerales y vitaminas que podemos encontrar en el aceite de oliva, su principal función es proteger nuestra piel de los diferentes agentes exteriores que consiguen dañar nuestra piel.

 

Aceite de Caléndula de doble maceración

El aceite de caléndula posee un gran poder cicatrizante y antiséptico, además de regenerar la piel y producir colágeno, por lo que es muy recomendable para curar heridas, tratar cicatrices, pies y manos agrietadas, pieles quemadas o con acné, úlceras bucales y eccemas.

 

Cera de Abeja ecológica

Tiene la capacidad de atrapar la humedad natural y crear una capa protectora en la piel, lo cual evita la deshidratación y resequedad de la misma. La protege de los daños que puedan causar los agentes externos y la mantiene hidratada y con una suavidad extrema.

Y lo más importante, cuenta con propiedades cicatrizantes muy potentes que ayudan a reducir la visibilidad de aquellas marcas que hayan dejado las heridas en la piel. Posee propiedades analgésicas, antibacterianas y antiinflamatorias.

 

 

Aceite esencial de Lavanda

En primer lugar, la Lavanda tiene excelentes propiedades calmantes y antinflamatorias, por lo que es muy eficaz para combatir problemas dérmicos como la dermatitis, irritaciones o psoriasis. En segundo lugar, mantiene la piel saludable, porque posee un alto poder regenerador. Contribuye a conservar el «film» hidrolipídico de la piel que, es fundamental para mantener el grado de hidratación cutánea.

 

Aceite esencial de Manzanilla

Es un aceite esencial exquisito por su gran propiedad antinflamatoria y calmante, trata los eccemas, la dermatitis, la psoriasis, las erupciones cutáneas y otras afecciones que causan inflamación de la piel. Reduce la irritación en la piel y alivia los picores tan incomodos. Reduce el enrojecimiento en la piel característico de las irritaciones.

 

Vitamina E 100% origen vegetal

La vitamina E tiene un potente efecto antienvejecimiento en la piel. Es un aliado perfecto para tratar las manchas del rostro causadas por el paso de los años. Es muy recomendable usarla sobre cicatrices y quemaduras, ya que notarás como la marca se va difuminando hasta casi su eliminación.

MODO DE EMPLEO

Aplicar una pequeña cantidad del Bálsamo Reparador en la palma de la mano y calentar. Una vez que el producto es más manejable aplicar sobre la rozadura, irritación, erupción o picadura, realizando un suave masaje hasta su total absorción.

Repetir el proceso tantas veces al día como sea necesario.

Recomendaciones:

Mantener el bálsamo reparador en un lugar seco y fresco para su mejor conservación.

INGREDIENTES

Olea Europaea Fruit Oil*, Cera Alba*, Calendula Officinalis Flower Extract*, Lavandula Angustifolia Oil*, Anthemis Nobilis Flower Oil*, Tocopherol, Limonene**, Linalool**,Geraniol**.

*Ingredientes Ecológicos
**Componentes Naturales de los Aceites Esenciales

OPINIONES

Comentarios

Sé el primero en valorar “Bálsamo Reparador”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0
0 item
MI CARRITO
Carrito Vacío
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?